Si bien planeamos un buen paseo, debemos tomar en cuenta varios aspectos para que nuestro viaje sea  inolvidable.

  1. Al momento de elegir el destino, asegúrate quiénes van y  reserva el hotel más cercano al punto de diversión; las fiestas que hay en la temporada que visitas, y  con cuales otras opciones de diversión puedes contemplar por si el lugar que visitas está muy concurrido.
  2. Al momento de organizar tu maleta, acomoda tus pertenencias en tu cama para que verifiques que no falte nada antes de meterlo. Asegúrate de llevar un atuendo contrario al clima a donde vas por si la temperatura les hace una mala jugada, por ejemplo: si vas a la playa, lleva un pantalón de mezclilla, tenis y suéter o chamarra ligera.
  3. Aunque tu bolsa de mano parezca farmacia, si  tú o alguien de tus acompañantes está bajo tratamiento médico, no olviden los medicamentos, así como el bloqueador solar y repelente.
  4. Para cualquier situación o imprevisto, lleva aparte una copia de tu identificación oficial y guárdala en un lugar seguro.
  1. No dejes todo tu dinero en efectivo en un solo lugar, lleva una tarjeta al lugar donde vayas y algo de efectivo en caso de que no acepten las anteriores; otra opción es guardar tus cosas en la caja de seguridad del hotel.
  2. Atrévete a probar los platillos de la región, en el mercado del pueblo es donde puedes encontrar variedad y disfruta de la gastronomía local.
  3. No olvides conocer las artesanías, recuerda que el trabajo de los artesanos es valorable.
  4. Cuida del lugar a donde vas y enséñale a tus hijos el respeto hacia el espacio que habitan.
  5. Ocupa el teléfono para emergencias o situaciones importantes y desconecta tu mente de la tecnología.
  6. Cuando tu paseo esté por  terminar, revisa el espacio donde estuviste para no olvidar nada y tengas un feliz regreso a casa.